Crecimiento económico Chino: ¿Amenaza o oportunidad?

China sigue imparable en su crecimiento económico de dos dígitos, supera a todos los países del mundo y parece dispuesta a reinar un cambio de tendencia en el orden económico mundial.

El país asiático significa la obligación de repensar nuestro modelo productivo y parámetros económicos.

China significa no sólo para Europa y EE.UU., sino que indudablemente para España una amenaza muy significativa, a las actividades tradicionales de la industria española como el textil, el calzado o la electrónica se une ahora el sector del motor, la energía y las telecomunicaciones.

En concreto el sector del motor significa una 17% de las exportaciones españolas. Hasta ahora este sector se ha mantenido a duras penas gracias a ayudas públicas, pero las empresas Chinas se han ido posicionando mediante compras y adquisiciones de empresas y marcas tanto europeas como americanas.

Esto significa una redefinición del sector, China es cambio y afectará a toda la industria auxiliar de montaje del sector automovilístico, y del resto de sectores. El ensamblaje de piezas no tecnológicamente cualificadas ya se hace en China, pero el futuro es de aumentar su rango de servicios y fabricación significando una fuerte “amenaza” a la actual situación industrial europea y Americana.

La situación futura pasa por la cooperación con estos países, compartiendo know-how y tecnología a sabiendas de que, en el “reino de la copia” las patentes y piezas que aportan valor a las diferentes sectores serán tomados como propios.

Por ello, España y el resto del mundo global, ante la imparable avanzadilla del país emergente debe reaccionar ofreciendo mayor valor añadido a sus productos, que sean más tecnológicos. En precio será imposible competir con este gran país.

Comparte

0 Respuestas para “Crecimiento económico Chino: ¿Amenaza o oportunidad?”


  1. No hay comentarios

Deje un comentario