Las nuevas burbujas: ¡cuidado con su estallido!

Esta peligrosa casuística se puede dar debido a la situación internacional actual consecuencia de la política monetaria expansiva no convencional practicada por los Bancos Centrales, ya uqe el exceso de liquidez se está dirigiendo a los mercados activos.

El precio de materias primas o petróleo puede elevarse en exceso y desequilibrar la economía.

Con ello, las materias primas, el petróleo, las Bolsas, los Bonos Corporativos y la deuda pública, pueden llegar a dar el riesgo de que se estén inflando estas nuevas burbujas en estos mercados, cuando realmente la economía mundial aún está en recesión, y la palabra crisis no ha desaparecido de nuestro periódico matinal.

Por ello, mientras que la economía real está todavía en fase de desinflacción, en la que los precios de los bienes y servicios están cayendo producto de la consecuencia de la demanda agregada y el escasísimo crédito hipotecario o prestatario que conceden los bancos.

En la economía financiera se está asistiendo a la creación de una multiburbuja, donde son protagonistas el precio de la materia prima, el petróleo, y los productos de renta variable de los bancos, con el riesgo de que pueda trasladarse a la deuda pública y a las empresas, a través de los bonos corporativos.

Cualquier mal augurio en este sentido podría hacer que el mundo cayese de nuevo en recesión. Por todo esto, pese a que los mercados financieros se están normalizando, los Bancos Centrales han de moderar la facilidad de liquidez, todo ello con la paradoja de que las entidades financieras españolas no conceden crédito a las empresas debido al miedo al incremento de morosidad prevista por ellos ante la inminente subida de la tasa de desempleo.

Se ha creado pues, un mercado financiero dual, donde los Gobiernos y las grandes empresas nadan en la abundancia de la liquidez, y sin embargo las PYMES, que representan más del 85% de las empresas de nuestro País, sufren una agotadora escasez de liquidez que está acabando con ellas lentamente.

Comparte

0 Respuestas para “Las nuevas burbujas: ¡cuidado con su estallido!”


  1. No hay comentarios

Deje un comentario